Conecta con nosotros

Coronavirus

Tapabocas que están fabricando en casa, ninguno de ellos impide ser infectado

Publicado

el

Por

¿Cómo logró Israel suspender el uso del barbijo?- TAPABOCAS-MASCARILLAS-

La escasez de mascarillas homologadas ha alentado la proliferación de iniciativas para fabricarlas de forma casera con distintos materiales, pero ninguna de ellas impide ser infectado y hay división de opiniones entre expertos e instituciones sanitarias sobre si ayudan a no contagiar a los demás.

Tela, papel de cocina, filtros de café, botellas de plástico… Es muy variada la lista de materiales entre los que se puede elegir si se buscan tutoriales en internet para confeccionar mascarillas artesanales, pero las opiniones sobre su verdadera eficacia frente al coronavirus son también muy distintas según los especialistas o los organismos sanitarios que se consulten.

CUÁL ES SU EFICACIA REAL
La infectóloga Belén Padilla, vicepresidenta del Colegio Oficial de Médicos de Madrid (Icomem), es tajante cuando se le pregunta por estas mascarillas: “No protegen a nadie, ya que, si estás enfermo, filtran el virus; y, si pretendes protegerte de una infección, tampoco hacen de barrera”. Según insiste, mantener la distancia de seguridad de 1,5 a 2 metros es exactamente igual de eficaz.

Alerta también de que dan sensación de falsa protección y “con su uso se pueden olvidar otras medidas básicas, como mantener la distancia de seguridad y, ante todo, realizar un correcto lavado de manos”.

Padilla coincide con el criterio de la Organización Mundial de la Salud (OMS), institución que, en un reciente informe, advierte además de que las mascarillas confeccionadas con algodón pueden ser incluso una fuente potencial de infección, ya que, al no ser resistentes a los fluidos, pueden retener humedad y contaminarse.

Solo hay consenso científico mundial en un punto: No sirven en absoluto para no contagiarse de coronavirus. Pero ni siquiera las mascarillas quirúrgicas homologadas cumplen este fin, salvo las de alta eficacia FPP.

Las discrepancias empiezan cuando se trata de confirmar si permiten al menos no contagiar a los demás, como ocurre con las quirúrgicas. Frente al escepticismo de esta experta y de la propia OMS, en países como República Checa, Eslovaquia o Estados Unidos se ha optado por recomendar a la población sana el uso de estas mascarillas caseras, siempre combinado con otras medidas de prevención.

Anuncio
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tendencias