Cómo contactar con tu ángel de la guarda y recibir su guía y protección

¿Te has preguntado alguna vez quién es tu ángel de la guarda? ¿Cómo puedes comunicarte con él o ella y recibir su guía y protección? Los ángeles de la guarda son seres espirituales que nos acompañan desde el momento de nuestro nacimiento hasta el final de nuestra vida.

Su misión es ayudarnos a cumplir nuestro propósito divino y a superar los obstáculos que se nos presenten. Pero, ¿cómo podemos saber cuál es nuestro ángel de la guarda y cómo podemos contactarlo?

Descubre quién es tu ángel de la guarda con estos sencillos pasos

Existen diferentes formas de averiguar quién es nuestro ángel de la guarda, según nuestras creencias y preferencias. Algunas de ellas son:

– Consultar el calendario angelical: Según la tradición cristiana, cada día del año está asociado a un ángel diferente, que tiene un nombre, una función y una oración específica. Podemos consultar el calendario angelical y encontrar el ángel que corresponde a nuestra fecha de nacimiento, o al día en que queremos hacer una petición especial.

– Hacer una meditación guiada: Otra forma de conectar con nuestro ángel de la guarda es a través de la meditación. Podemos buscar una meditación guiada en internet o en una aplicación, o crear nuestra propia meditación, en la que nos relajamos, respiramos profundamente y visualizamos a nuestro guardián. Podemos preguntarle su nombre, su color, su símbolo o cualquier otra cosa que queramos saber. También podemos pedirle un mensaje, una señal o una confirmación de su presencia.

– Usar un péndulo: El péndulo es un instrumento que sirve para obtener respuestas a preguntas concretas, mediante el movimiento de una cuerda con un peso en el extremo. Podemos usar un péndulo para preguntar a nuestro ángel de la guarda su nombre, su número, su elemento o cualquier otra característica. Para ello, debemos sostener el péndulo con la mano derecha y hacer la pregunta en voz alta o mentalmente. El péndulo se moverá en una dirección u otra, según la respuesta sea sí o no, o según el abecedario o los números que hayamos dispuesto previamente.

– Pedir una señal: Otra forma sencilla de saber quién es nuestro ángel de la guarda es pedirle una señal. Podemos hacerlo en cualquier momento del día, cuando estemos tranquilos y receptivos. Podemos pedirle que nos muestre su presencia de alguna manera, ya sea a través de un sueño, una canción, una pluma, una moneda, un animal o cualquier otra cosa que tenga un significado para nosotros. Debemos estar atentos a las sincronicidades y a las coincidencias que se produzcan después de hacer la petición.

Estas son algunas de las formas más comunes de saber quién es nuestro ángel de la guarda, pero no las únicas. Lo importante es tener fe, confianza y amor hacia estos seres celestiales que nos cuidan y nos guían. Recuerda que él siempre está contigo, aunque no lo veas ni lo escuches. Solo tienes que abrir tu corazón y tu mente para recibir sus mensajes y su ayuda.

Lea también: Cómo aprender esoterismo desde cero: los libros que te abrirán las puertas de lo místico

¡Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado con las mejores noticias!