Conecta con nosotros
Wonder Woman 1984 Wonder Woman 1984

Películas

“Wonder Woman 1984”, el único gran espectáculo para las salas de cine

Publicado

el

En un momento de sequía de estrenos de grandes producciones, la llegada hoy a las salas de “Wonder Woman 1984” es un alivio y ha generado grandes expectativas. Y es un gran espectáculo si se mide en términos de producción, de acción y de puesta en escena.

Pero tras ver sus dos horas y media, lo que queda es el duelo entre Gal Gadot y Kristen Wiig, dos mujeres tan diferentes que su enfrentamiento podría parecer imposible, pero que son las que realmente sostienen la historia dirigida por Patty Jenkins.

“Cuando Patty me llamó para ofrecerme el papel, dije inmediatamente que sí porque me había encantado la primera película. Fue así de sencillo. Después, cuando leí el guion, me fascinó el alcance de la transformación de mi personaje, lo mucho que cambia y lo malvada que se vuelve. Siempre quise hacer ese tipo de personaje así que para mí fue un sueño poder interpretarlo”, afirma Wiig en las notas de producción de la película.

Ni un revivido Chris Pine ni un rubio Pedro Pascal consiguen hacer sombra a las protagonistas de una película que es la continuación del éxito de 2017 pero que temporalmente se sitúa mucho después. Y que se rodó en Estados Unidos, Inglaterra, Gales y España.

Si la primera “Wonder Woman” se desarrollaba durante la Primera Guerra Mundial, esta segunda entrega salta al 1984 del titulo y da mucha importancia a la estética de la época, algo que a Hollywood le encanta pero que resulta repetitivo.

El comienzo de “Wonder Woman 1984”, que regresa a la infancia de Diana (Gadot), es prometedor y aventura una película que luego resulta totalmente diferente.

Las escenas que recuperan a Connie Nielsen, Robin Wright y el resto de las amazonas, la estirpe de la que procede Diana, son de lo mejor de una película que se pierde en el histrionismo de Pedro Pascal.

El guion, escrito por la directora junto a Geoff Johns y Dave Callahan, se basa en las historias de DC y ahonda un poco más que la entrega anterior en los poderes de Wonder Woman, pero también en sus debilidades.

Cuenta cómo una misteriosa piedra que permite cumplir cualquier deseo desbarata la vida de Diana. Por un lado le posibilita reencontrarse con Steve Trevor (Pine) y por otro pone al mundo en una situación límite que solo puede ser solucionada por Wonder Woman, como ocurre en todas las películas de superhéroes.

Gal Gadot es una perfecta Wonder Woman y le saca todo el partido posible a un personaje que juega demasiado con su aspecto sexy y rompedor frente al inicialmente desaliñado de la doctora Barbara Minerva (Wiig), un cerebro andante que cuando decide pedir un deseo es el de parecerse a Diana.

Machismos aparte, la historia es una sucesión de escenas de acción para llegar a un enfrentamiento final que sabe a poco porque, pese a todos sus defectos, “Wonder Woman 1984” es un buen espectáculo, especialmente porque no tiene competidor en las salas -en Estados Unidos se lanza a la vez en la plataforma HBO Max- y porque los espectadores están ávidos de distracciones.

La producción esta muy cuidada, la música de Hans Zimmer acompaña bien a la historia y el hecho de que sea una superheroína la que caiga en los clichés de los superhéroes, le da cierto encanto a la historia.

“En la primera película, Diana se vio envuelta en la primera ola de la mecanización del mundo; esta vez, debe hacer frente a una humanidad en el apogeo de su éxito o, más exactamente, a sus excesos”, señala Patty Jenkins en las notas de producción.

Y son esos mismos excesos en los que cae una historia que quiere servir de ejemplo de lo que los seres humanos no deben hacer y que se apoya en un mensaje moralizante que, en la situación que atraviesa el mundo, resulta banal.

EFE

Anuncio
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Películas

Un filme retrata la dimensión íntima de la violencia de Boko Haram en Nigeria

Publicado

el

Por

Boko Haram

La dimensión más íntima y humana de la violencia del grupo yihadista Boko Haram en el noreste de Nigeria se ve plasmada en el nuevo filme del director Desmond Ovbiagele, “The Milkmaid” (“La lechera”), que busca “ir más allá de las cifras y profundizar en las emociones de los implicados”, según dice a Efe.

El largometraje fue el candidato de Nigeria a Mejor Filme Internacional de la 93 edición de los Óscar y, aunque no llegó a ser seleccionada por la Academia de Hollywood como finalista, ha llamado la atención del público nigeriano e internacional.

“Como cinematógrafos, sentíamos la responsabilidad de retratar a personas que no tienen altavoz en su contexto más auténtico, tanto respecto a la lengua, como a su apariencia o su carácter”, subraya Obviagele, de 48 años, en una entrevista telefónica con Efe.

“The Milkmaid” (2020) es el segundo largometraje de Ovbiagele, un antiguo banquero que cambió las finanzas por el cine de Nollywood, como se conoce popularmente a industria cinematográfica nigeriana, una de las más potentes del mundo.

El cineasta debutó con el thriller “Render to Caesar” (2014), seleccionado para participar en el Festival Panafricano de Cine y Televisión de Uagadugú, el más grande de África, y recibió galardones como el de mejor filme internacional en el Festival Internacional de Cine de la Diáspora del Nilo en Uganda.

“The Milkmaid” narra cómo Aisha (Maryam Booth) y Zainab (Anthonieta Kalunta), dos hermanas de etnia fulani que crecen en el norte de Nigeria, ven sus vidas marcadas para siempre cuando insurgentes yihadistas atacan su pueblo en plena celebración de la boda de Zainab, desatando una cadena de violencia y dolor que tendrá consecuencias fatales.

La película traslada al público a los hermosos paisajes del estado norteño de Taraba y yuxtapone en un contraste casi doloroso los colores brillantes que visten los invitados al enlace y los bellos patrones que lucen en su piel las mujeres con la violencia de los terroristas, que destruyen en pocos minutos el pueblo, matando a los hombres y secuestrando a las dos jóvenes.

A partir de aquí, Ovbiagele despliega un elenco de protagonistas complejos y llenos de matices, incluyendo a las dos hermanas, que reaccionan de manera muy diferente a la captura; y Dangana (Gambo Usman Kona), un combatiente extremista que acabará contrayendo matrimonio con ambas y, más tarde, tratará de abandonar el grupo terrorista.

“Algunos de los insurgentes en la película no tienen zonas grises, son básicamente malvados, pero en otros hay más matices y hemos tratado de retratarlos con la mayor complejidad y fidelidad posible”, apunta el realizador.

Para lograr esta rigurosidad, Ovbiagele investigó en profundidad el conflicto que asola a esta nación africana y logró entrevistar a dos mujeres supervivientes de secuestros de Boko Haram, cuya “resiliencia” lo impactó, asegura.

Aunque “The Milkmaid” también muestra la violencia de los insurgentes, se trata de un relato más íntimo que bélico y se centra, sobre todo, en los claroscuros de la relación entre Aisha y Zainab.

Mientras Aisha se resiste a sus captores y logra huir del secuestro, su hermana pequeña Zainab cae en la trampa del adoctrinamiento y se convierte en perpetradora además de víctima, animando incluso a otras mujeres a inmolarse en atentados.

UN IDIOMA AUTÉNTICO

Por encima de todo, “The Milkmaid” es una historia sobre nigerianos contada por nigerianos, tal y como demuestra la elección del hausa -lengua mayoritaria de la zona- y no del inglés como idioma principal del filme, salpicado con algunas palabras de fulfulde y árabe.

En 2019, la candidata nigeriana a los Óscars, “Lionheart” -la primera película que el país presentaba a estos premios- fue rechazada, precisamente, por incluir demasiado diálogo en inglés.

“El idioma era clave para nosotros. No tenía sentido que los personajes hablaran en inglés en el noreste de Nigeria, simplemente eso no pasa”, señala el director, que, sin embargo, no habla hausa, lo que complicó la grabación del filme.

Otro de los contratiempos que dificultó el rodaje se dio cuando parte del equipo viajaba desde el sur del país hasta Taraba y, en un control, fueron tomados por insurgentes reales y atacados por la población, después de que la policía encontrara en su equipaje los disfraces y elementos de caracterización que transportaban.

Afortunadamente, tras unos días detenidos, el equipo logró seguir con el rodaje de la película, que también ha sufrido la censura de hasta 30 minutos de imágenes por parte de las autoridades nigerianas alegando que relaciona el terrorismo con el islam, algo que el director niega.

“Estábamos buscando la máxima autenticidad y no podíamos mostrar la ideología de los insurgentes como si viniera de la nada porque no es la verdad, surge de un lugar pero han decidido manipular su interpretación”, subraya Ovbiagele.

“The Milkmaid” -que conquistó cinco categorías en los Premios de la Academia del Cine Africano- logra profundizar en una realidad que, a menudo, llega al público solo a través de las cifras de muertos y pretende “retratar a las personas envueltas en esa situación, tanto víctimas como perpetradores”, concluye el director.

Desde 2009, Boko Haram ha asesinado a unas 27.000 personas y ha causado más de 2,7 millones de desplazados internos, principalmente en Nigeria, pero también en países vecinos como Camerún, Chad y Níger.

EFE

Sigue leyendo

Películas

David Fincher y Netflix vuelven a unir sus pasos con “The Killer”

Publicado

el

Por

David Fincher y Netflix vuelven a unir sus pasos con The Killer

El cineasta David Fincher y Netflix volverán a unir sus pasos tras “Mank” (2020) con la adaptación de la novela gráfica “The Killer”, informan este miércoles medios estadounidenses como The Hollywood Reporter.

Fincher dirigirá esta película basada en la obra de Matz y Luc Jacamon.

Michael Fassbender aparece en las quinielas para protagonizar esta cinta y ya está en conversaciones para incorporarse al proyecto, pero por ahora no se ha confirmado que este sea el actor que liderará “The Killer”.

Otro punto muy interesante de este proyecto de Fincher es que aquí colaborará con Andrew Kevin Walker, el guionista detrás de “Se7en” (1995) y que también trabajó con el director (sin crédito) en otras películas como “The Game” (1997) o “El club de la lucha” (1999).

“The Killer” ahondará en la crisis psicológica por la que pasa un sicario.

Nominado al Óscar a la mejor dirección por “El curioso caso de Benjamin Button” (2008) y “La red social” (2010), la filmografía de Fincher, uno de los cineastas más reconocidos del panorama contemporáneo, incluye también otras joyas como “Zodiac” (2007).

El pasado diciembre presentó en Netflix “Mank”, una película sobre Herman J. Mankiewicz, el coguionista de “Ciudadano Kane” (1941).

Siguiendo códigos estéticos del Hollywood clásico, como una muy cuidada fotografía en blanco y negro, Fincher usa la figura de Mankiewicz para hablar de los abusos de los grandes estudios, de la manipulación de los medios de comunicación, de la libertad de expresión, de las turbulencias del proceso creativo y de las adicciones.

Y todo eso lo encuadra en una California a mediados de los años 30, pujante con Hollywood y la industria petrolífera pero todavía muy afectada por la Gran Depresión, y dominada por oscuros magnates como William Randolph Hearst o Louis B. Mayer que tratan de frenar a “peligros socialistas” como Upton Sinclair.

Gary Oldman, Amanda Seyfried, Charles Dance y Lily Collins figuran en el reparto de “Mank”, que con seis candidaturas es la cinta más nominada para los Globos de Oro que se celebran este domingo 28 de febrero.

Antes de “Mank” y de este nuevo proyecto de “The Killer“, Fincher ya había colaborado con Netflix como director y productor en las series “House of Cards” y “Mindhunter”.

EFE

Sigue leyendo

Películas

¿Spider- verse a la vista?: “Spider-Man 3” anuncia: Home-Wrecker, Phone Home y Home Slice

Publicado

el

Por

"Spider-Man 3" anuncia: Home-Wrecker, Phone Home y Home Slice

Los tres protagonistas de la saga “Spider-Man”, Tom Holland, Jacob Batalon y Zendaya, anunciaron el título de la esperada nueva entrega con una peculiaridad: Son tres nombres diferentes, “Home-Wrecker”, “Phone Home” y “Home Slice”.

Cada actor publicó en su perfil de Instagram una imagen del rodaje acompañada cada una de un título diferente que causó confusión entre los seguidores de la franquicia Marvel, quienes se aventuraron a teorizar si realmente tendrá tres títulos, si están compitiendo por elegir uno o si es todo una broma promocional.

“Muy emocionado por anunciar el nuevo título de Spider-Man. No puedo esperar a que todos vean lo que hemos estado preparando”, anunció Holland, actual intérprete del superhéroe arácnido.

En una serie de entrevistas paralelas por su próximo estreno, “Cherry”, Holland aseguró que el rodaje de la nueva película de “Spider-Man” estaba siendo complicado porque se trata de la película “más ambiciosa” que ha grabado.

Si el título de Holland era el de “Phone-Home”, Zendaya apostó por “Home-Slice” mientras que Batalon optó por “Home-Wrecker”.

Algunos blogs especializados consideran que podría ser una referencia a las múltiples historias que narrará esta película, aunque Marvel no se ha pronunciado al respecto.

Los anuncios de los protagonistas de “Spider-Man 3”

Sigue leyendo

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

CONTENIDO PATROCINADO

Tendencias

<- - Compuesto de inicio!>